0
4 min

¿Qué es una nube de almacenamiento en Internet?

Te explicamos qué es la nube o cloud y cómo funciona. Saca partido a todos los beneficios que ofrece, para uso particular o profesional.

Qué es el almacenamiento en nube
Cómo funciona la nube de Internet
¿Es seguro tener mis datos en la nube?
Ejemplos de almacenamiento en la nube gratuitas y de pago

Conservar cosas es esencial para el ser humano. Ya sean tangibles o inmateriales, recuerdos o fotografías, todos llevamos un pequeño diógenes dentro cuando se trata de recopilar cosas que nos puedan hacer recordar, aunque muchas de ellas no tengan validez aparente más allá de lo emocional. En otros casos ni eso, pero oye, que no hacemos mal a nadie apilando cosas. 

¿Sabes que el servicio de personal shopper de Ysi te permite guardar aquellas ofertas que más te pueden interesar? Pásate por nuestro servicio de recomendación y guarda las tarifas que más te interesan en tu perfil. 

Guardar es una necesidad. También en Internet. Y antes, si queríamos conservar cualquier cosa, tocaba tirar de la memoria del dispositivo, un pendrive engarzado en nuestro USB o directamente un disco duro externo. 

El problema surge con que de repente olvidas la contraseña de cualquiera de estos dispositivos, o te dan un error y pierdes todas aquellas fotos de tu boda o de aquel viaje inolvidable que hiciste con los colegas del instituto. O la maqueta de tu primer grupo de Rock. Se te cierran los puños y juras en arameo, y te entendemos. Esa pérdida es especialmente dolorosa. 

Para subsanar estos entuertos, hace ya un tiempo nació la posibilidad de almacenar archivos en la nube. ¿Pero qué es exactamente? ¿Dónde se almacenan estos archivos? ¿Qué hay de la privacidad? ¿Sabes cómo usar la nube? Contestamos a todas estas preguntas y alguna más, que para eso Ysi está siempre para ayudarte. 


Qué es el almacenamiento en nube

El almacenamiento en la nube, o Cloud Storage, es un servicio de almacenamiento de datos que se basa en diferentes computadores unidos mediante redes. Guardan o almacenan los archivos de forma virtual y se puede tener acceso a ellos en cualquier momento. Estos recursos pueden estar repartidos en diferentes servidores físicos en cualquier lugar del mundo. 

La “nube” no es más que una metáfora empleada para definir Internet. 

Se trata de una herramienta que ha revolucionado el entorno personal, pero también laboral, ya que permite el acceso a todos los archivos/documentos relevantes de una empresa desde cualquier lugar, favoreciendo la interacción con los proveedores, asesores, etc, sencillamente dándoles acceso. Fomenta una interesante reducción de costes y otorga una gran flexibilidad a la hora de aumentar la capacidad de almacenaje si se necesita en un futuro. 

Almacenamiento en la nube


Cómo funciona la nube de Internet

Aunque detrás tenga mucho trabajo, el funcionamiento de  la nube es relativamente sencillo de entender. Una empresa presta este tipo de servicios y habilita unos servidores donde se ofrecen espacios donde guardar los datos. Como si fuera una especie de trastero virtual. El ordenador del cliente se conecta a este servidor mediante una aplicación determinada y el servidor le da acceso a este “trastero”. 

Existen tres tipos de almacenamiento: 

  • Público: Un servicio alojado de forma externa para el usuario. Almacenamiento público es el que ofrece, por ejemplo, Google Drive. 

  • Privado: Infraestructura local gestionada de forma privada por la propia empresa. Conlleva un mayor nivel de seguridad, pero resulta bastante más caro. 

  • Híbrido: Una mezcla entre ambas

¿Es seguro tener mis datos en la nube?

Tendemos a pensar que tener en casita en cualquier dispositivo todos los datos en nuestros dispositivos de almacenaje es bastante más seguro que tenerlos por ahí colgados en dios sabe dónde con la posibilidad de que trafiquen con ellos. O peor, sean hackeados. Esto es exactamente igual que pensar que tus ahorros están mejor bajo el somier de tu cama o en un bote de café que en el banco.

La realidad, sin embargo, es distinta. Hoy día es muy difícil que suceda nada indecoroso con estos datos que tienes en la nube. En cambio, sí es muy fácil que un disco duro acabe por petar y pierdas todo aquello que tratas de conservar.  Las brechas de seguridad existen, pero no son tan comunes como se piensa, y las empresas cada vez son más exhaustivas y cuentan con más herramientas para combatirlas. 

Has de tener en cuenta también que existen diferentes servicios en la nube, y que no es lo mismo albergar tus documentos en un servidor privado especializado para empresas que en uno público con datos “no tan relevantes”. 

Ejemplos de almacenamiento en la nube gratuitas y de pago

Hoy día son muchas las empresas que ofrecen este servicio, ya que se trata de una necesidad imperiosa para particulares, pero fundamentalmente para empresas. 

  • Google Drive. Si tienes una cuenta de correo de Google, dispones de hasta 15GB gratuitos de almacenamiento. Y puedes ampliarlo con diferentes tarifas. 

  • Box: 10 GB de almacenamiento gratis en la red

  • Dropbox: Un viejo conocido, con más de 500 millones de usuarios en todo el mundo

  • iCloud ofrece servicios de almacenamiento para usuarios de Mac e iOS. 

  • Amazon Web Services es la plataforma más utilizada por empresas, ofrece un servicio integral de almacenamiento. Podrás escoger almacenar por bloques, archivos o bien por objetos. 

Otras empresas que ofrecen el servicio de nube informática son OneDrive, Mega, Icedrive, Dubox o hubiC.

Esperamos que con estas pinceladas te haya quedado más claro lo que es almacenar en la nube, las opciones que tienes para hacerlo y . Y si quieres que te asesoremos sobre tu mejor opción en productos de telefonía, Internet y TV, qué curiosidad, se nos da de fábula.


Menú