0
5 min

Consejos para ahorrar datos móviles

En IOS o en Android, con estas sencillas sugerencias cuidarás a fondo de tu bono de gigas. ¿Sabes cuánto consume cada app? Te lo contamos.

¿Qué pasa si me quedo sin datos? 
Cuáles son las apps que consumen más gigas
Con estas sugerencias ahorrarás datos

La tendencia de los operadores es clara: cada vez ofrecen una mayor cantidad de gigas dentro del servicio móvil. ¿Por mera filantropía? Pues no, seamos honestos. Si cada vez ofrecen paquetes más abultados de datos es porque la demanda crece. Las aplicaciones más usadas requieren un número cada vez mayor de megas invertidos. Los clientes lo saben, y demandan un número cada vez mayor de gigas al mes. Y los operadores, por descontado, los ofrecen dentro de las tarifas de su catálogo. 

Si tienes una tarifa que ofrece poquitos gigas, o tienes muchos pero vuelan a mediados de mes como gaviotas tierra adentro, desde Ysi vamos a darte algunos consejitos que van a ayudarte a ahorrar megas, gigas...y alguna que otra cana de esas que salen por los disgustos. Y si quieres descubrir tu mejor oferta, estamos aquí para ti. Qué alivio, ¿verdad? 


¿Qué pasa si me quedo sin datos? 

Bueno, seguro que alguna vez te ha ocurrido. Y oye, tampoco se acaba el mundo. En función del operador y de la letra (casi siempre) pequeña de tu contrato, si gastas los gigas que tienes en tu tarifa antes de que finalice el periodo estipulado, pueden pasar dos cosas:

  • Que se restrinja la velocidad de conexión

  • Que se mantenga la velocidad habitual pero se cobre un recargo en la factura en función de los megas consumidos a partir de ese momento. 

En el primer caso, cuando se limita esta velocidad de conexión, lo habitual es que esta velocidad se corresponda con una de las siguientes, según estime el operador:

  • 16Kbps

  • 64Kbps

  • 128Kbps

Para que no haya dudas al respecto y te llegue una factura que no esperas, lo suyo es enterarte muy bien en el momento en el que firmes el contrato con el nuevo operador. Si no aparece claro en las condiciones de contrato, pregunta. Que tienen la obligación de informarte al respecto. 


Cuáles son las apps que consumen más gigas

Una vez que sepas cuáles son tus gigas mensuales y lo que sucede en el caso de quedarte sin ellos, es hora de conocer cuáles son las funcionalidades de tu flamante smartphone que contribuyen a que tus datos se queden temblando. 

Apps en un móvil

Facebook es la aplicación que más datos consume, también en segundo plano. Y ni te cuento lo que se lleva de batería. Si no la usas mucho, es recomendable desinstalar la app y entrar desde la versión web.

Youtube ofrece contenido muy adictivo en forma de vídeos. Y claro, eso chupa lo suyo. Lo ideal es que rebajes la calidad de la reproducción para poder ver más contenidos. Si lo tienes por ejemplo en 144p, consumirá en torno a 2MB por minuto. Si en cambio estás viendo contenidos en 1080 Full HD, el consumo sube hasta los 25MB por minuto. 

Instagram también tiene lo suyo. Vas saltando de storie a storie y sin darte cuenta estás viendo vídeo tras vídeo. Y claro, tus datos se resienten. Para que te hagas a la idea, la media de gasto está en 200Kb por cada fotografía. Echa cuentas. Para evitarlo, un pequeño truco: Puedes activar la opción “usar menos datos” si vas a ajustes y entras en “uso de datos móviles”. De nada. 

Google Chrome, el navegador más utilizado, también conlleva un consumo importante de datos. Puedes regular este consumo entrando en configuración y activando la opción “economizador de datos”. Ojo también al consumo en segundo plano de Google Maps, por ejemplo. 

Netflix y plataformas similares de vídeo bajo demanda son una perdición a la hora de derrochar datos. En definición estándar, una hora de visionado en Netflix puede gastar 1GB. Si ya nos vamos a alta resolución, la cosa se puede ir a los 3GB por hora. 

¿Qué pasa con Spotify? Pues echa cuentas, 2MB de media por cada canción de tres minutos. En cuanto seas melómano, puede ser un importante coladero de datos. 

¿Y qué hay de WhatsApp? Depende también del tipo de contenido que compartas. Si son mensajes únicamente de texto, no hay de qué preocuparse. Para consumir un solo mega tienes que enviar miles de mensajes. No problem. Pero un minuto de notas de voz, por ejemplo, ya tira algo más. Concretamente unos 140Kb. Nada exagerado tampoco. Llamadas de voz, unos 350Kb por minuto. Si hablamos de videollamadas, el consumo puede llegar a los 7Mb por minuto. 

En cuanto al envío de fotos y vídeos, pues dependerá de lo que “pesen” estos archivos. Y hay que tener en cuenta que se lleva a cabo una compresión muy elevada, con lo que las fotos y vídeos pesan muchísimo menos cuando le llegan al receptor. Para descubrir cuál es el gasto en un periodo determinado: ajustes>datos y almacenamiento> uso de datos. 

Con estas sugerencias ahorrarás datos

  • Limita el uso de las aplicaciones que más gastan. Parece de perogrullo, y lo es. Echa un ojo al gasto de las aplicaciones que te mostramos arriba y trata de controlar aquellas que te roban megas a navaja. 

  • Desactiva las actualizaciones automáticas. Existen aplicaciones que son una auténtica locura a la hora de actualizarse constantemente y lo hacen con demasiada frecuencia. Y eso, por supuesto, se traduce en gasto de datos. Pero no sufras, es muy fácil desactivar estas actualizaciones automáticas. 

    En iOS: Ajustes> iTunes Store y Apple Store> y desactivar la pestaña “Actualizaciones”. En Android: Google Play Store>Ajustes>Actualizar aplicaciones automáticamente y seleccionar “No actualizar aplicaciones automáticamente”.

  • Aprovecha el WiFi. Intenta hacer las descargas en casa o en algún lugar donde tengas una conexión de fibra o ADSL . Si te coge por ahí alguna descarga que sea importante piénsatelo dos veces, si el archivo pesa mucho puedes liar la marimorena en tu consumo de datos.

    Uso del móvil sin WiFi: gasto de datos

  • Desactiva la reproducción automática de las Apps. Muchas de ellas comienzan el vídeo sin que tú quieras visionarlo, con el consiguiente gasto. Si desactivas esta reproducción automática solo gastarás los megas en aquello en lo que tengas interés. Cosa que se agradece. 

  • Crea listas de reproducción para ver offline Descarga tus canciones o tus vídeos favoritos (o activa en Youtube la opción “ver más tarde”) cuando tengas acceso a WiFi, y así podrás luego disfrutar de estos contenidos sin gasto añadido de datos. 

  • Desactiva la desincronización de la cuenta de Google. Como todo lo que haces dentro del conglomerado Google se guarda al momento, hay un eterno tráfico de datos y llamadas constantes al servidor por parte del móvil para actualizar. Esto se traduce también en gasto de datos. Entra en Ajustes>Cuentas>Google y seleccionas la cuenta. Aquí podrás optar por parar la sincronización de forma muy sencilla. 

  • No descargues tantas apps. Es tentador, lo entendemos. Descubres una app nueva y quieres probarla. Luego no te convence mucho pero bah, ya la usarás. Al final queda en un segundo plano o incluso abierta y repercute en tu gasto de datos. Usa la moderación y borra aquellas que sencillamente no utilices. 


Estos son algunos consejos muy básicos. El fundamental, el sentido común. Tira de mollera y será muy sencillo recortar drásticamente esos datos para llegar con honores y gigas a fin de mes. Y si necesitas una nueva tarifa, incrementar esos gigas que tienes contratados o tener menos de los que ya tienes porque vas a poner en práctica todos estos consejos y te van a cundir muchísimo más, pásate por Ysi. Estaremos encantados de ayudarte.

Menú